Buscar

Pese al aumento de casos de COVID-19 en México sigue organización de fiestas



Y a pesar de que ya un estado, Chihuahua, volvió al semáforo rojo, y de la información que llega del mundo sobre el rebrote de COVID-19, este fin de semana en varias partes del país se volvieron a organizar fiestas.


Este sábado, en la comunidad de San Andrés Cuexcontitlán, Toluca, se realizó un baile masivo donde participaron más de 700 personas.


Pese a que el Estado de México está en semáforo epidemiológico naranja, los grupos y los asistentes se mofaron en varias ocasiones de la pandemia y de las medidas sanitarias.


En el primer fin de semana del regreso al semáforo en rojo en Chihuahua, al menos una docena de fiestas fueron interrumpidas.


En la comunidad del Sabinal, del municipio poblano de Ciudad Serdán, también se llevó a cabo un sonidero donde acudieron decenas de personas sin guardar sana distancia.

En el malecón de Coatzacoalcos, en Veracruz, una fiesta clandestina terminó en una riña entre dos mujeres.


Mientras que un salón del Zócalo del puerto de Veracruz se llevó a cabo una fiesta masiva, donde los asistentes bailaron toda la noche sin ninguna medida sanitaria.


En Ciudad Guzmán, Jalisco, vecinos denunciaron que los bares siguen operando sin restricción.


“Estamos hablando de la crisis de COVID acá en Ciudad Guzmán, Jalisco y miren cómo está este lugar de lleno. Sin mascarillas, ni protección”, denunciaron.


En la Ciudad de México, autoridades capitalinas suspendieron por lo menos siete bares y dos restaurantes localizados en las alcaldías Cuauhtémoc, Tlalpan, Miguel Hidalgo y Benito Juárez por no respetar los nuevos protocolos de sanidad.

23 vistas

© 2020 por Diario Noticias Texcoco